Estrés Post Traumático se Apodera de Capitalinos tras el Sismo

CVN |  Diego Ríos 

Los efectos psicológicos y síntomas que genera el miedo una vez que se pone en riesgo la integridad física, son conocidos como estrés postraumático. Los habitantes de la Ciudad de México, en su vasto aprendizaje tras una historia muy amplia en el terreno de los sismos, han experimentado cambios en el estado de ánimo que afectan su autoestima, el trato con otras personas y su desarrollo profesional.
 
En la actualidad, la psicología sabe que después de un terremoto se reflejan síntomas que de no tratarse pueden llevar a cualquier persona al suicidio. El Instituto Nacional de Psiquiatría advirtió que tras el sismo que sacudió la capital, al menos un 35% de la población puede desarrollar estrés postraumático y corren el riesgo de suicidarse.
 
En tanto, las personas con depresión previa duplican la posibilidad de también quitarse la vida. Habían pasado seis días desde el fuerte sismo con epicentro en el estado de Morelos y cobrara la vida de 182 personas a causa de los derrumbes en la Ciudad de México.
 
Eran las primeras horas de la mañana de este sábado cuando se activó la Alerta Sísmica, la gente aún en pijama salió a las calles, empezaron a darse muertes por paros cardiacos como el de una mujer de 58 años de edad, quien alcanzó a salir de su casa ubicada en la avenida División del Norte y cayó desvanecida frente a sus familiares en la colonia El Rosedal, delegación Coyoacán.
 
A un adulto mayor de 83 años de edad, la muerte lo alcanzó al interior de su casa en el momento que a través de su ventana, la luz de día venía acompañada del sonido de la Alerta Sísmica, sus familiares perdían el control por el miedo de que su edificio colapsara y al mismo tiempo un ataque al miocardio le arrebatara la vida en la colonia Del Valle, perímetro de la delegación Benito Juárez.
 
Reportes del Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas, informaron que un hombre que se aventó de un edificio ubicado en la calle de Izazaga, en la delegación Cuauhtémoc, murió por sangrado interno, fractura de costillas y colapso de pulmón; en tanto, otra persona que intentó atraparlo al caer terminó con los brazos rotos.
 
 
Según el especialista Omar Santillán, miembro del Colegio Nacional de Psicólogos, el estrés postraumático es un trastorno, una sensación de miedo que experimenta una persona.
 
“Un temblor que produce miedo intenso y desesperanza. Las personas sienten que hay una amenaza a su integridad física y a la de sus seres queridos. Esto genera una experiencia traumática que después puede lastimar las actividades diarias de la persona”.
 
El experto añadió que los síntomas varían de acuerdo a cada persona, se pueden presentar momentos después del sismo y en ocasiones hasta que se vuelve a generar un evento parecido, hay quienes superan estos miedo de manera natural y solos salen adelante, pero en otros casos los padecimientos pueden durar unas semanas, meses y van evolucionando si no se atienden con un psicólogo.
 
“En psicología hablamos de un concepto que se llama comorbilidad. Es una serie de miedos que se suman al miedo inicial, por ejemplo, una persona que experimentó esta situación del temblor y le generó un estrés postraumático se puede ir apartando de algunos aspectos sociales, lugares y hasta de las personas, esto genera poco a poco una depresión que es otro trastorno diferente que se viene a sumar a los síntomas iniciales que ya estaban presentes. En algunos escenarios suelen recurrir al uso de drogas o al alcoholismo porque se sienten mal y encuentran una fuga en estos químicos”, explicó.
 
El 19 de septiembre de 2017, Nacho, como ha pedido que se le llame, se encontraba en el quinto piso de un call center ubicado en la colonia Centro. Mientras atendía una llamada donde un cliente se quejaba por fallas en su servicio de internet, escuchó la Alerta Sísmica.
 
Un sudor frío recorrió su cuerpo, la piel se le erizó, no sentía las piernas, quería salir corriendo por las escaleras pero en estas no había paso, pues sus compañeras cubrían el camino y gritaban asustadas por los hechos. “Pensé en aventarme por la ventana pero me acordé de mi madre”, dijo.
 
Actualmente tiene 45 años de edad y desde el terremoto de 1985 reconoce que quedó afectado psicológicamente ya que su secundaria se derrumbó y bajo los escombros perdieron la vida varios de sus compañeros que hasta el día de hoy recuerda. Desde entonces, su vida nunca fue la misma, al más mínimo temblor entra en pánico recordando los sucesos que llevaron a la muerte a varios de sus conocidos hace más de 30 años.
 
El reloj marcaba las 13:14 horas cuando Nacho volvió a experimentar un pánico desmedido que por poco le cuesta la vida.
 
Después de media hora en que el edificio había sido desalojado, los encargados de Protección Civilentraron a revisar las condiciones del inmueble y se encontraron a Nacho, “no podía moverme, no sé en qué momento me quede abrazado a una maceta y así fue como me encontraron”.
 
María de Lourdes López, psicoterapeuta del Centro de Intervención en Crisis, precisó a Diario de México los síntomas de este tipo de trauma y recomendó a las personas o víctimas del sismo a que lloren, a no contenerse, y a hablar del suceso cuantas veces sea necesario.
 
“El estrés postraumático es un estado psicológico agudo emocional que una vez identificado se debe atender, en caso contrario se irán acumulando cuestiones emocionales que en algún momento pueden explotar”, previno la experta.
 
Síntomas de estrés postraumático
 
1.- Mareo, ya sea estando acostado o parado (sentir que aún sigue el temblor)
 
2.-Adormecimiento de extremidades.
 
3.-Cosquilleo, ya sea en cara, manos o piernas.
 
4.-Insomio. Tener en la mente el sonido de la alerta sísmica.
 
5.- Dolor de estómago, diarréa.
 
6.- Estar confundido.
 
7.- Pensamientos drásticos; decir, estoy solo, nadie me entiende, debo estar loco.
 
8.-Miedo al presente y al futuro inmediato.
 
9.-Escenas exageradas de coraje y tristeza.
 
Si presentas algún síntoma de estrés postraumático te recomendamos buscar ayuda psicológica en alguno de estos lugares:
 
1.- La UNAM, informó que 20 de sus especialistas en psicología se encuentran en las calles para ofrecer este tipo de ayuda, además puso a disposición del público el número 4161 6041.
 
2.- Los Centros de Rehabilitación Integral Teletón brindan atención psicológica, además de primeros auxilios y consultas médicas.
 
3.- El Centro de Intervención en Crisis en la Ciudad de México, abrió la línea telefónica 5516 6466.
 
4.- El Instituto Latinoamericano de Estudios de la Familia atiende a personas que necesiten ser escuchadas por un profesional en los teléfonos 5659 0504, 5658 3388 y 5554 5611.
 
5.- El Centro Médico ABC, ofrece apoyo psicológico en el número 55 1353 4571.
 
6.- La Asociación Psicoanalítica Mexicana brinda terapia en el número 5596 0009, extensión 1.
 
7.- El Tecnológico de Monterrey actualmente brinda apoyo psicológico a las personas afectadas que lo necesiten en la Ciudad de México en los teléfonos 5541856074, 5540882868, 445533993281, 8119403331, 445530406434, 5554191297, 5528659125, 5543887158.
 
8.- La Secretaría de Gobernación habilitó una línea telefónica 01 800 422 52 56.
 
9.- La Secretaría de la Defensa Nacional habilitó en ocho puntos mayormente afectados por el sismo, apoyo psicológico a las víctimas, estos están en Gabriel Mancera esquina Concepción Béistegui, colonia Del Valle; Gabriel Mancera equina con División del Norte, colonia Del Valle;
 
Enrique Rébsamen 241 esquina con Morena, colonia Narvarte; Viaducto Miguel Alemán 106, colonia Narvarte; Casa de las Mujeres Mariposas ubicada en Sur 20 y Oriente 227, colonia Agrícola Oriental; Casa Popular Luis Cabrera 1 y Avenida Contreras, colonia San Jerónimo Lídice; Mina entre Héroes y Soto, colonia Guerrero y Baja California esquina Nuevo León, colonia Hipódromo.
 
El texto fue publicado originalmente por el autor en El Diario de México.

.